jueves, junio 08, 2006

Meditación con el metrónomo

Hay un ejercicio que aprendí en un curso que impartió Stanley Jordan, dentro de la programación del Festival de la Guitarra de Córdoba.
El ejercicio en sí es muy sencillo de explicar, pero muy dificil de conseguir. No por ello deja de ser divertido, interesante e incluso beneficioso.

La explicación fue la siguiente:
-Cojer un metrónomo, ya sea digital o de los de siempre. Que tengan un timbre audible.
-Poner el pulso a 60
-Dar una palmada cada vez que suene click e intentar tapar el sonido
-Aguantar el máximo tiempo sin escuchar el metrónomo.

Además nos contó que para él era un ejercicio de "meditación", ya que la concentración era máxima y llega un momento muy interesante en el que no oyes el metrónomo y solo se escucha la palmada. Cuando, antes o despues, escuchas el click la sensación es la de perder el equilibrio establecido. Lo difícil es dar muchas seguidas sin encontrarte de nuevo con que has perdido la estabilidad del tiempo.
Lo he probado algunas veces con los alumnos y el resultado ha sido muy satisfactorio, creandose un clima de trabajo muy bueno...eso si..el ejercicio de uno en uno....




6 comentarios:

Anónimo dijo...

He estado echando un vistazo a este blog tan interesante y me gustaría enviaros mi más sincera enhorabuena por el trabajo realizado hasta la fecha, especialmente por vuestro afán didáctico y de intercambio de experiencias y recursos educativos. Además me parece una página muy completa en cuanto a contenidos y estilos musicales.
Mucho ánimo y continuad como hasta ahora. Sin duda os recomendaré.

Anónimo dijo...

He estado echando un vistazo a este blog tan interesante y me gustaría enviaros mi más sincera enhorabuena por el trabajo realizado hasta la fecha, especialmente por vuestro afán didáctico y de intercambio de experiencias y recursos educativos. Además me parece una página muy completa en cuanto a contenidos y estilos musicales.
Mucho ánimo y continuad como hasta ahora. Sin duda os recomendaré.
Eva, Madrid

Adrián dijo...

Ponte el metrónomo a 32 la negra y me cuentas...

El truco para no perder el tiempo es subdividir mentalmente, y si no pregúntale a Bob Sands.

Javier dijo...

Cuanto más lento más difícil...esta muy bien trabajar estos aspectos en el aula donde la tendencia es siempre la aceleración. Como cuesta llevar un pulso constante!

Humbertus dijo...

Existe un libro fantástico que enseña a llevar el pulso internamente utiizando el movimiento y la coordinación, véase:

FLATISCHLER, Reinhard: Die vergessene macht des Rhythmus. Essen, Synthesis
Verlag, 1984.

FLATISCHLER, Reinhard: Der Weg zum Rhythmus. Essen, Synthesis Verlag, 1990.

huazzteco dijo...

Saludos. Humbertus, se que este es un blog ya antiguo, pero, ¿Alguien tendrá el audio del libro de Flatischler? Es extraordinario, pero no he encontrado el audio. Gracias